Ginecólogo Geriatra

Los Ginecólogos Geriatras son los subespecialistas que se centran en los problemas ginecológicos que puedan padecer las pacientes adultas mayores.  Te invitamos a seguir leyendo para resolver dudas como ¿qué es?, ¿cuándo llega a costar una consulta? y ¿qué enfermedades suelen atender?

Ginecólogo Geriatra ¿Qué es?

El Ginecólogo Geriatra es el médico que se encarga del diagnóstico y tratamiento de las enfermedades del aparato reproductor femenino y los problemas hormonales que puedan llegar a sufrir. Las zonas anatómicas que examina son:

  • Útero
  • Vagina
  • Cérvix
  • Ovarios
  • Senos
  • Vulva

El médico Ginecólogo Geriatra es un subespecialista. A pesar de que los Ginecólogos también están encargados de la obstetricia (la ciencia médica encargada del embarazo, parto y puerperio), no suelen ser sucesos que se vivan en las pacientes adultas mayores.

Consulta de ginecología geriatrica

Ginecólogo Geriatra cerca de mí | A domicilio y en Consultorio

¿Qué enfermedades trata un Ginecólogo Geriatra?

El proceso de envejecimiento de la mujer suele iniciar a partir de los 45-55 años. Esto no quiere decir que a partir de esa edad se consideren como adulto mayor, pero es algo que tiene que ver la fisiología propia de una mujer; lo cual explicaremos más abajo en el apartado de menopausia.

No olvides que actualmente la cantidad de adultos mayores en el mundo es mayor a la de jóvenes, por lo cual se ha incrementado la incidencia de enfermedades propias de cambios degenerativos o cáncer.

Las enfermedades que suele tratar un Ginecólogo Geriatra son:

Menopausia

La menopausia está descrita como el final de los ciclos menstruales. El diagnóstico se hace una vez que hayan transcurrido 12 meses sin haber presentado un ciclo menstrual, a este periodo de los 12 meses se le conoce como pre menopausia.

Esta suspensión de los ciclos menstrual es parte de un ciclo normal natural del proceso de envejecimiento de la mujer.

Las mujeres nacen con un número determinado de óvulos; esto quiere decir que no se generan más, a diferencia de los espermatozoides. Los óvulos se van perdiendo durante los ciclos menstruales y suelen llegar a su fin a la edad de 45-55 años.

Una vez que se han perdido todos los óvulos, el ciclo menstrual sufre cambios hormonales que suelen provocar síntomas como:

  • Sofocos
  • Bochornos
  • Alteraciones del sueño
  • Disminución en la energía
  • Cambios de humor
  • Sudoraciones nocturnas
  • Cambios de peso
  • Pérdida de volumen de los senos
  • Sequedad vaginal

La menopausia no es una enfermedad, pero es un estado fisiológico que debe ser atendido por un especialista para disminuir las molestas de las que se acompaña.

Involución genital

La involución genital de la mujer adulto mayor es consecuencia de la falta de hormonas; este problema puede producir falta de lubricación y elasticidad de los tejidos vaginales y de la vulva. Dando molestias como resequedad y dolor en la zona genital.

Este es un problema que la mujer suele resentir más si aún mantiene una vida sexual activa; esto no significa que deba terminarse, pero sí que debería buscarse ayuda profesional para mejorar la sintomatología.

Muchas veces, estos síntomas mejoran con el uso de hormonas en crema. Aunque estas mismas hormonas pueden producir síntomas que no son graves, pero sí molestos, como los bochornos y trastornos del ánimo.

Osteoporosis

La hormona femenina llamada estrógeno, es una de las que ayuda a producir y reconstruir los huesos. A causa de los procesos normales de la vejez y a la menopausia, esta hormona se deja de producir, lo que conlleva a una osteoporosis que implica fragilidad ósea, es decir, de huesos.

A pesar de las consecuencias de la menopausia, no todas las mujeres sufren osteoporosis. Para evaluar esta enfermedad se realiza una prueba llamada densitometría mineral ósea donde se evalúa la densidad ósea y se determina la existencia de osteoporosis.

Te recomendamos hacer esta prueba en tus familiares a partir de los 65 años, que es cuando existe un alto riesgo de fracturas.

Se puede prevenir la osteoporosis con el uso correcto de calcio y vitamina D, es imperativo que acudas con tu médico de cabecera antes de iniciar estos suplementos para que te indique la mejor forma de tomarlos.

A pesar de la prevención que se lleve a cabo, habrá mujeres que aun así desarrollen osteoporosis. Esta es una enfermedad tiene tratamiento y existen muchos medicamentos que ayudan a mantener la densidad ósea, pero muchos de estos tienen efectos secundarios importantes.

Prolapso uterino

El prolapso se define como una debilidad de los músculos y ligamentos del suelo pélvico. Esto tiene como consecuencia un sostén inadecuado para el útero y ocasiona que este se deslice a través de la vagina.

Esta enfermedad usualmente no tiene síntomas, pero, dependiendo el grado de prolapso, pueden apreciarse algunos como:

  • Sensación de pesadez en la zona de la pelvis
  • Tejido que sobresale por la vagina
  • Molestias urinarias
  • Dificultad para defecar
  • Sensación de cuerpo extraño en la vagina

Esta enfermedad suele verse en mujeres adultas mayores que se encuentran en su postmenopausia, pero no es de gravedad. Para su diagnóstico se necesita explorar y observar la cavidad vaginal.

Existen diversos tratamientos, entre ellos la cirugía es uno de los que mejores resultados logra. En caso de que tu familiar presente esta enfermedad te recomendamos hablar con tu médico de cabecera para que te indique la mejor solución posible.

Se muestra el estadio normal y un prolapso uterino en una mujer adulta mayor

Cáncer de mama

Es un tipo de cáncer que se desarrolla en los senos femeninos (y con mucho menor frecuencia en los senos masculinos). El cáncer es una enfermedad donde un determinado tipo de célula se reproduce de manera incorrecta y de forma incrementada dando como resultado un gran número de células enfermas; otro factor importante es que estas células dañadas no mueren de la misma manera que las células normales del cuerpo.

Entre los síntomas se puede encontrar:

  • Presencia de un bulto o masa en una mama
  • Cambio de tamaño, forma y aspecto de un seno
  • La piel del seno afectado cambia de coloración y/o aspecto
  • Inversión reciente del pezón
  • Descamación de la piel y areola
  • La piel cambia a una forma similar a la cáscara de naranja

Es de suma importancia que las mujeres adultas mayores tengan una autoexploración frecuente, se recomienda que sea durante la ducha, mientras se está parada, y una última mientras se está acostada.

Si se llega a palpar o apreciar algo anormal te recomendamos acudir con tu médico lo más pronto posible.

El médico de cabecera también te recomendará mastografías de control a partir de los 40 años y en caso de que nuestro familiar palpe o aprecie algo anormal.

¿Cuándo debo acudir con el Ginecólogo Geriatra?

Es recomendable acudir con tu Ginecólogo Geriatra cuando:

  • Nuestro familiar tiene más de 60 años.
  • Hay presencia de dolor o incomodidad en la zona genital
  • La paciente refiere sensación extraña en sus senos
  • Síntomas de menopausia de intensidad importante
  • Hay sangrado transvaginal a pesar de estar en la menopausia

¿Qué debo esperar de una consulta con el Ginecólogo Geriatra?

Como todos los médicos, el Ginecólogo Geriatra deberá empezar con interrogatorio extenso sobre los antecedentes familiares, los antecedentes personales y preguntas extensas acerca del padecimiento actual.

Posteriormente se procederá a la exploración física, donde se dará una especial atención a los senos y a los genitales; te recomendamos ir lo más aseada posible.

En ocasiones el medico subespecialista sugerirá hacer procedimientos dentro de su consultorio como por ejemplo la realización de un ultrasonido.

Costo de una consulta

La consulta de un especialista en Ginecología geriátrica puede rondar los 900 a 1300 pesos mexicanos.

El costo puede variar debido a diversos factores:

  • Tomar en cuenta que es un subespecialista.
  • La cantidad de subespecialistas en la zona donde vives.
  • La agenda del subespecialista, es decir cuanta demanda tiene.

Durante la consulta el subespecialista podrá solicitar estudios de laboratorio para la detección y vigilancia de diferentes enfermedades. Nosotros te ofrecemos los siguientes análisis:

Si necesitas algún estudio diferente no dudes en visitar el siguiente enlace.

Para asistir a nuestro familiar de una mejor forma durante su enfermedad, te recomendamos los siguientes aparatos médicos:

  • En caso de padecer diabetes siempre es te recomendamos tener un glucómetro a la mano; para vigilar el estado glucémico de nuestro familiar. Puedes encontrar uno aquí.
  • La hipertensión arterial es una de las enfermedades más comunes en los adultos mayores, te recomendamos tener a la mano un baumanómetro, toda la información la encuentras aquí.

Las siguientes asociaciones u organismos pueden ayudarte:

Fuentes y bibliografía

Pregunta a tu Doctor

¡Gracias!

Su pregunta ha sido enviada.

Nuestro equipo médico recibe muchas preguntas al día. Trataremos de responder lo antes posible, recibirás un mail con la notificación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Recibe novedades para el adulto mayor